Esta mañana nuestro presidente, Rubén Alemán, y el embajador de la República Federal de Alemania, Peter Woeste, realizaron un recorrido en la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales ubicada en San Juan Talpa, La Paz.

Esta planta fue construida hace 24 años gracias al financiamiento de la Republica Federal de Alemania y, bajo la administración del Gobierno del Presidente Nayib Bukele, hemos retomado el tema del saneamiento, dando seguimiento a la operación y mantenimiento de nuestras plantas.

Durante la visita, el embajador conoció de primera mano el tratamiento que se le brinda a las aguas residuales, verificando, mediante muestreos físico químicos, que con el proceso realizado en la planta, el agua cumple con los parámetros para su descarga en la quebrada aledaña.

Continuaremos trabajando de la mano con países amigos, para realizar proyectos estratégicos que beneficien a la población salvadoreña; esto permitirá que la institución de un salto de calidad en temas de agua potable y saneamiento.