En el marco de la dinamización de inversión, generación de empleo y mejoras en el suministro, el presidente de la Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA), Felipe Rivas, entregó, este martes, 62 factibilidades a comunidades y empresas, que se traducirán en 2,218 nuevos servicios de agua potable y saneamiento en el Gran San Salvador. Estas nuevas factibilidades beneficiarán alrededor de 13,000 salvadoreños y salvadoreñas.

Gracias a las medidas inmediatas que desarrolla ANDA, ordenadas por el presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, la institución tiene la capacidad de aportar al desarrollo de comunidades y proyectos empresariales en beneficio del país.

Esta es la segunda entrega masiva de factibilidades en menos de un mes, la anterior fue al pasado 14 de mayo. En esa ocasión, la institución asignó 40 factibilidades a comunidades y empresas, que permitirían unos mil nuevos servicios de agua potable y saneamiento.

“Hemos tratado primero de sacar todo ese remanente de lo que teníamos pendiente como institución en cuanto a factibilidades que ya tenían varios meses. Pero al mismo tiempo poder estandarizar los procesos, hacerlos lo más técnicos posibles, delimitar tiempos, mejorar procesos y siempre en esta visión de tener una mejora continua en la calidad del servicio y las factibilidades no son la excepción”, detalló el titular de ANDA.

“A la par de temas de factibilidades, llevamos siempre el fortalecimiento de los sistemas tradicionales a través de los pozos, que son parte del apoyo que estamos recibiendo del sector privado en estas factibilidades y también como responsabilidad social. También de las municipalidades (…) en los diálogos que hemos tenido nos están colaborando bastante en algunos sectores, de tal manera que (…) debemos primero garantizar el fortalecimiento del suministro y eso solo lo podemos hacer bajo en sistema tradicional que es perforación, equipamiento de pozos y habilitación en el muy corto plazo”, agregó.

A la actividad también asistió el presidente de la Cámara Salvadoreña de la Construcción (CASALCO), Giuseppe Angelucci.  “Esto no solo representa un bienestar para una cantidad enorme de la población de San Salvador y de Santa Ana y de las comunidades (…) también es un dinamizador de la economía. Porque solo una de las empresas a la cual se le ha otorgado la factibilidad este día generará 1,000 empleos  directos. Así es que no solo obtenemos el agua, también trabajo que  tanto necesitamos en el país y paralelamente estaríamos dando un servicio a las comunidades que hoy no lo tienen. Entonces creo que es un esfuerzo bastante grande en todo este proceso de ANDA que está beneficiándonos a todos, a todos por parejo y que de alguna manera representa un bienestar para nuestra  economía y para nuestra sociedad”, sostuvo.

En el mismo sentido, el representante de Urbánica, René López comentó: “Solo en nuestros proyectos vamos a invertir alrededor de 30 millones de dólares, en nuestra residencial Portal Tierras Altas, en la Masferrer Norte”.

Las factibilidades son documentos formales emitidos por ANDA que expresan que es posible servir agua potable y/o aguas negras a un proyecto propuesto en la solicitud o de una comunidad o empresa.

Antes de ser aprobadas, las solicitudes pasan por un proceso de revisión técnica y jurídica, así como por la Junta de Gobierno de la institución.

“Este beneficio le está dando cobertura más que todo a un poblado bastante pobre. Nosotros venimos en representación de un asentamiento, nosotros necesitamos el agua”, dijo, por su parte, Reina Ramos, representante de la comunidad Singüil, de Candelaria de la Frontera, una de los lugares favorecidos con las factibilidades.

Con la entrega de las nuevas factibilidades ANDA continúa trabajando por cumplir con la población y su derecho a tener acceso a agua potable, al mismo tiempo que contribuye al desarrollo social y mejorar la competitividad del país en carácter urbanístico y de infraestructura turística.