Cumpliendo los lineamientos del presidente de la República, Nayib Bukele, el titular de la Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA), Frederick Benítez, inició, este miércoles, una mesa de negociación entre la institución, la Comisión Ejecutiva Hidroeléctrica del Río Lempa (CEL) y representantes de las distribuidoras eléctricas con la finalidad de saldar la millonaria deuda por el servicio de energía eléctrica dejada por administraciones anteriores.

Como muestra de voluntad de pago, ANDA hizo este martes un primer abono a las empresas distribuidoras y hará un segundo abono a finales de esta semana, ambos a través de CEL. Asimismo acordaron crear un plan de pago para que las distribuidoras tengan claridad sobre cómo será solventada la deuda a corto y a largo plazo. Este será presentado públicamente el próximo martes.
Esta reunión es el segundo paso de la entidad para sanear sus finanzas en este tema. El primero fue acordar trabajo conjunto con CEL para cerrar las deudas entre ambas partes.

Paralelamente, ANDA ejecuta una reingeniería institucional para hacer un uso eficiente de sus recursos. También continuará la coordinación con el resto del gabinete gubernamental para lograr triangulaciones de deudas a través del Ministerio de Hacienda.

De esta manera el Gobierno del presidente Nayib Bukele busca solventar la deuda de ANDA heredada de las anteriores gestiones, que supera los $120 millones, para iniciar una nueva etapa donde la distribuidora de agua sea rentable y brinde un mejor servicio a la población salvadoreña.